domingo, 30 de agosto de 2009

La vuelta al cole

Cuando terminé el colegio pensé que, por fin, entraba en el mundo de los adultos. Acabé la universidad sintiéndome mayor y sin que el mundo me reconociera. Empecé a trabajar queriendo lo que no tenía. Dejé atrás uno y otro y varios trabajos. De mesa en mesa, de ciudad en ciudad, de reunión en reunión... y así pasaron los años. Y qué he aprendido. Que estoy de vuelta en el cole. Mis arrugas me dicen que, efectivamente, soy más mayor; pero me siento con la bata blanca de rayas azules peleándome por ser el primero en la fila del comedor. El trabajo... me río yo de los ejecutivos, con sus trajes y corbatas, con sus tacones de 20 centímetros, de sus maneras engominadas y sus apretones de manos. Todos luchando por ser el primero en chuparle el culo al jefe, por ser el más ingenioso, por dejar que le pise una idea... por ganarse un puesto a su derecha. Veo zancadillas por todos lados, zalameros y chupa pollas, ejecutivos de pacotilla. Me río de las reuniones de cuatro horas, tan útiles ellas, de los miles de mails para poner color a un logo y las razones esgrimidas para defenderlo, de los informes falseados, de las brillanteces de ese líder americano que se levanta con el pie izquierdo cada mañana y se pone el mundo por montera y de la madre que les parió a todos ellos. Que les den una pizarra y tizas de colores, que les devuelvan al cole y les castiguen por chivatos, por tramposos, por pelotas y liantes. Que les castiguen, que les dejen sin recreo. Y, sobre todo, que les den con la regla en el trasero.

20 comentarios:

carlota. dijo...

Hola Ramón , de vuelta al cole ? apunta en la pizarra a esos charlatanes y que copien cien veces "no lo haré más".

Besos

VolVoreta dijo...

mmmmmm, me suena, me suena.

Yo les daría con la regla en las uñas, como poco...

Ánimo que ahora viene el morbo de contar los días para los puentes!

Te dejo un beso Ramón.

supersalvajuan dijo...

Babi para todos.

Mnemósine dijo...

La vuelta al cole lo unico q conllevaba era el reencuentro con los amigos y la unica obligacion de aprobar (y aun asi te quedaba sempiembre)....ais!!

Menda. dijo...

Madre mía. Vienes rebotadísimo. ¿En serio te han sentado bien las vacaciones?

Verdades como puños.

Tesa dijo...

Haz memoria, Ramón, en el cole ya era así.
Los niños son bocetos de lo que luego seremos de mayores.

C. C. dijo...

Y que les pongan de rodillas con los brazos en cruz y un libro en cada mano.
Siempre será el cole...lo malo que por mucho que estudiemos no nos suben la nota, hay que lamer culos para ello...

anapedraza dijo...

¡Muy bien dicho!

¡Un abrazo Ramón!

MIGUEL

Funcionario's blog dijo...

Veo que la cosa va un poco torcida. Ánimo, que ya irá a mejor.

Un saludo y tú preocúpate por hacer bien tu parte del trabajo...

PD. Mándale a tu "Jefe americano", si te apetece, esta imagen.

Ramón de Mielina dijo...

Bueno... es la frustración de que a uno le guste su trabajo pero no lo que le rodea.

Ramón de Mielina dijo...

jaja, muy bueno Funcionario... realmente es así.

tupersonalshopperviajero dijo...

Querido Ramón,
Has vuelto a mi vida!!! De nuevo tus comentarios en mi blog. Ya te echaba de menos. Hoy ha sido mi primer día de "clase". Ha pasado un mes y todo sigue igual. Yo no podría haberlo descrito mejor ni tan claro. Y lo peor es añadir la coletilla "y que no falte". That´s life!
Bss corazón
;-)

jordicine dijo...

Yo también he vuelto hoy! Un abrazo.

Capitán Clostridium dijo...

En los dedos dolía más.

Buenas, D. Ramón, ya estoy de aquí de nuevo, sin vacaciones a disfrutar en este año y pensando en el hastío que me cae encima en estos meses de invierno.

Por otra parte, me alegra el tener más tiempo para navegar por otros blogs y estar al día de lo que se publica, como será en su caso. Un saludo desde el océano predepresional de septiembre.
(Setiembre mejor con "p")

borraeso dijo...

No quiero deprimirte pero... en el parque, fuera del cole, pasa exactamente lo mismo...

No dejes que te quiten las ganas de jugar!!!

Natacha dijo...

Ramón, muy bueno, amigo.
Suscribo, jeje.
Un beso, cielo
Natacha.

tu dijo...

el cole era una pequeña guerra y la vida real también, tienes toda la razón.

besos mil

Eva dijo...

A mí me daban en la punta de los dedos, que es peor. Cómo dolia. No hay castigo suficiente para todo ese percal.

despe dijo...

jajajajajajaja me gusta tu manera de ver y contar las cosas , eso!! saludos despe

Ana dijo...

:)
y cuanta razón tienes!!
Oye! no hueles a menta?
...
Será porque te he "mentado" en un post ;)
(Con mucho cariño, guapo)

http://ana-morethanwords.blogspot.com/2009/09/palabras-para.html

Un puente lleno de besos.