jueves, 11 de junio de 2009

Muerte al cilantro

Hace 2 años pedí una ensalada en un restaurante cerca de mi casa y sabía a jabón. No era jabón exactamente, era mucho más desagradable; pensé que habrían lavado mal los platos. Pregunté y así es como conocí el cilantro, me jodió la ensalada. "Es cilantro señor". Un jarro de agua fría. Hasta ese momento el cilantro era un desconocido para mí, pedí mil veces antes esa ensalada y nada, no sabía a jabón pasado. Y, de repente, ahí estaba, la estrella de la cocina fusión: el cilantro. ¡Me cagüen tó! Desde entonces no ha dejado de dar por culo.

Me acuerdo también, una noche en Londres, cuando pedí la mejor sopa del mundo y ahí estaba el jodido cilantro flotando inocentemente entre los trozos de pescado, como si la fiesta no fuera con él. Imposible quitarlo, estaba por todas partes. Esa noche pasé hambre y asco, mucho asco.

Ahora todo se adorna con cilantro. ¿Qué ha sido de nuestro perejil de toda la vida? Ese perejil verde y sano que adornaba los pescados y se ponía en el borde de los platos. A nadie en su sano juicio se le ocurría esconderlo a mala idea en una sopa para joderme la cena. Perejil... cuánto te echo de menos. Todo esto es culpa de la globalización. Yo no quería conocer el cilantro de los cojones, ese primo capullo del perejil. Es más, ¿dónde narices estaba el cilantro cuando el perejil lidiaba con todos los platos, pluriempleado? Es un advenedizo de los cojones.

Ayer me pusieron cilantro en todos los putos platos y eso que pregunté. ¿A quién coño se le ocurre poner cilantro al guacamole? No, si a este paso, empezarán a poner yogur con cilantro, helado de cilantro, almejas a la marinera con cilantro... ¡puaj!

Lo peor es que muchas veces ni lo ponen en la carta. Yo quiero que pongan "cuidado, el cilantro te espera en los platos 5 y 8" o "ándate con ojo que hemos puesto cilantro en el pollo", o más fácil todavía "aquí somos modernos y lo ponemos todo con cilantro, te vamos a joder la cena". Entonces yo, tranquilamente, me levantaría y me iría a otro restaurante.

En cambio, ahora hasta cuando voy al Burguer King digo "por favor, no me ponga cilantro, ODIO EL CILANTRO" y, aún así, siempre me encuentro algún hijoputa que me sigue poniendo cilantro. ¿Qué parte de "ODIO EL CILANTRO" no entienden los camareros? Maldito hierbajo. Ahora mismo me voy a comprar una planta de perejil. ¡Perejil, yo no te olvido!

49 comentarios:

Ramón de Mielina dijo...

Por la foto pensaréis que es perejil... ¡¡pero no!! No os dejéis engañar. Repetid conmigo... ES PUTO CILANTRO. NO MERECE VIVIR

Laura dijo...

Jajaja, estoy contigo. Prefiero el perejil. Aunque he de decir, que el PUTO CILANTRO no me parece tan, tan desagradable.

Saludos ;)

Menda dijo...

Pero si está buenísimo!!!!!

Rockdriguez dijo...

EL PEREJIL DEL ARGUIÑANOOOO !!!
pideselo a el !

Olivia dijo...

Lamento no darte la razón Ramón, a mi ME ENCANTA EL CILANTRO (culantro, en mi tierra, jejeje). Supongo que todo depende a que edad lo pruebes o si eres tolerante a él. Como te digo, es rara la persona que no le guste en mi tierra el culantro, ya que hay muchos platos que se preparan con él...una delicia, también he probado en un asiático arroz con cilantro...delicioso, una variante del arroz con pato que yo conozco (arroz verde, debido al culantro).

Pero como te digo, todo depende cuando uno empiece a comerlo. tengo amigos a lso que no les gusta, les sabe raro. Otros, que lo han tolerado, les ha gustado.

Por cierto, entonces...un brik de 500 ml como medida para esa tarta, no???

Besitos!

supersalvajuan dijo...

Siempre el perejil. Maldito cilandro!!!

carlota. dijo...

Exagerao...jeje


Un besote

Clares dijo...

Lo mismo digo, me parece exagerado, aunque comprendo que no te guste. Ya ves, yo no elijo, me gusta el perejil, pero también el cilantro, fresco o seco, y me encantan los platos que lo llevan, que son muy concretos. Lo que pasa es que no puedes echarle un kilo, porque entonces mata todos los sabores restantes. Anda, no te pongas así, que al fin es sólo una hierba.

Clares dijo...

Por cierto, te lo creas o no, el guacamole, en su receta original mexicana, lleva cilantro. Otra cosa es que a ti no te guste y no se lo pongas si lo haces en casa.

Ramón de Mielina dijo...

jaja siempre he sido un exagerado, ya me conocéis

Rosa Cáceres dijo...

Debo de ser la más palurda del mundo: no he probado jamás el cilantro. Claro, que a tenor de los exabruptos que inspira a Ramón de Mielina, estoy de enhorabuena jajaja.
Yo odio el sabor del Laurel, cuando se lo echan al marisco, le daría en tó la cara con la tapa de la cacerola al cocinero.
Cada cual con su particular fobia.

Eva dijo...

Los restaurantes deberían estar obligados a poner los ingredientes de cada plato al lado del nombre. Yo lo paso realmente mal.

Y... ODIO EL CILANTRO, a mí me sabe a Fairy como el gengibre japonés.

Navy Blue dijo...

Te apoyo cien por cien!! Yo nunca tuve problema alguno con el perejil, pero cuando fui a vivir a Inglaterra me topé con el maldito cilantro y desde entonces no paró de aparecer en platos oculto bajo el casi poético nombre de "coriander". En cuanto me enteré, huí! Estropea todos los platos, encima tan chiquitín... ahora ya casi ni me gusta el perejil... Son muy parecidos, sí...

Miranda dijo...

larga vida a la hierbabuena!

C. C. dijo...

Estoy contigo Ramón, a mí me pasó lo mismo..con las puñeteras ensaladas..arggg es un infierno sabor!! Seguro que tiene que ser ilegal...

Tesa dijo...

En apariencia, es cierto, se puede confundir con el perejil, sobre todo si no prestas demasiada atención.
Reivindico contigo el perejil, tan nuestro como el ajo.

tu dijo...

el cilantro será al perejil, como el cangrejo americano al de río hispánicus de toda la vida, si es que lo que tu dices, la globalización tiene estas cosas y otras. Yo soy antihierbajos en general, como me saques del perejil, el ajo y el pimentón... ya me sabe todo a "soja"

Chipsoni@ dijo...

A mi me pasa igual, me sabe a jabón, no entiendo como alguien puede pensar que ese sabor que lo tapa todo puede engrandecer algún plato.

Yo lo conocí en El Cairo e iba de mochileo, asi que no es tan chic, a ver si se les baja los humos a to los modernitos estos: es una cosa antigua que se le ponía a las verduras para que no supiera al agua sucia con la que las lavaban (cuando las lavaba).

Es asqueroso, no eres ningún exagerado.

anapedraza dijo...

¡Hola Ramón!

Lo tolero si es poco, no cuando el plato es "cilantro con algo más", te lo digo porque últimamente se ha puesto de moda inundar los platos con hierbajos bien picados.

¡Buen finde!

MIGUEL

CHEWAKA dijo...

Ramón,

TOTALMENTE de acuerdo contigo...... el otro día fuimos de cena a un thai muy cool y TODOS los putos platos del menú degustación tenían el maldito CILANTRO. También el año pasado, después de un largo viaje a Los Angeles, llegamos al hotel tarde y rendidos cuando se nos ocurrió pedir una sopa para cenar algo light e irnos a la cama....y la puta sopa estaba LLENA de cilantro.... un sabor repugnante, que intoxica el resto de sabores del plato.... muerte al cilantro!!!!

ernesto51 dijo...

Donde esté un buen perejil que se quite el cilantro.

Ramón de Mielina dijo...

así, así!!! todos a una!! :-)

Capitán Clostridium dijo...

Muy Sr. mío: Creo que Arguiñano ha quemado el perejil y lo ha convertido en lo más chabacano del mundo. Es lo menos glamuroso que podrían echarle a un plato, en un restaurante (de diseño).
No sé a lo que sabe el cilantro. Nunca me ha molestado tanto como para declararle la guerra. Pero el nombre que tiene, sabe a desagradable.
Me alegro de conocerle, Sr. De Mielina. Por su nombre debe de tener unos nervios muy templados -perdone, el mal chiste-. Hoy en día, tenerlos es garantía de superviviencia.

Belén dijo...

No te juntes con mi madre, ama las especias, y el cilantro le ha captado especialmente...

Puedo ir a comer contigo este domingo?????

besicos

La del Planeta dijo...

ah vale, entonces no le echaron jabón... era cilantro!!!!! ignorante por educada.

Vitalnn dijo...

Un tiramisú de postre, puede ayudar??

Un saludo y buen fin de semana, Ramón.

Ana dijo...

Jajajajaja!!!
lo que me he reído!!
y que conste que a mí ni el cilantro ni el Sr.Perejil!!

Pero pienso volver a probarlo (y me refiero al cilantro) para degustar ese "sabor a jabón" que dices que tiene. Je!!

Me gustaría encontrarte en una cata de vinos...
A ver Sr. de Mielina, diganos, a que le recuerda este vino en boca?
Y el Sr. de Mielina...mmmm...
"a neumático quemado!!"
Jajajajaja...

Gracias guapo,
por las risas.

Besos (sin cilantro) para ti!!

tupersonalshopperviajero dijo...

Pues a mi no me disgusta aunque la hierba a la que soy adicta es (no seas mal pensado) la rúcula. Me la puedo comer como un paquete de pipas. Abro el paquete y a zampar, jijijij
bss
;-)

borraeso dijo...

Perejil y Cilantro, cada uno en su momento y lugar...

Besos: hoy verdes!!

P.D.: El cilantro no tiene patas, no puede seguirte ni llegar a todas partes...

VolVoreta dijo...

No tengo ni ide a qué sabe el cilantro pero, en casa, de toda la vida, el perejil. No todo lo que esté de moda hay que "ponerse"!

Te dejo un beso.

Eria.. dijo...

¿Pero a qué Burguer King vas tu????? Anda vente al de mi pueblo que aqui no te ponen nada de esas cosas jajajajja Besitos varios.

La sonrisa de Hiperión dijo...

jajaja pobre. Es verdad, es que esos experimentos porque no los hacen en casa y con gaseosa?
jajajaj

Saludos!

A Cuban In London dijo...

Jajaja! Cilantro, perejil. Para mi todos son los mismos. Perejil es lo que la dan a las cotorras para que se callen el pico. Muy buen cuento y no cojas lucha, camara', quitale la yerbita :-)!

Saludos desde Londres.

kuoremio07@gmail.com.ar dijo...

Que jodido perejil!! me alegra visitarte y verte rodeado de tanta gente maravillosa, gracias por tu gmail eres un amor de persona!! te dejo un gran beso!! y hasta pronto!!

Funcionario's blog dijo...

Hace poco, comiendo en un restaurante chic de por aquí, me pusieron una hierba de estas. No era albahaca, pero era amarga, seca y áspera.

No pegaba nada con la estética y los sabores del plato, a mi modo de ver. Estuve toda la noche repitiendo, y el día siguiente me levanté con la paranoia que mi caquita olía a dicho hierbajo.

Por lo tanto, me uno a tu causa (MUERTE AL PUTO CILANTRO-CIANURO), y muerte a todos aquellos pseudochefs que quieren hacerse los guais y los naïfs a base de indigestar a los comensales con todo tipo de hierbajos raros.

el juglar dijo...

Venga españolitos, a abrirse la mente hacia nuevos sabores, je je je. Como sois, que os sacan del restaurante gallego de siempre y todo perdidos pobrecitos ;)
Que viven el jenjibre afrodiasico, el curcuma, la mezcla de curry roja, el aceite de palma y las guindillas ! Y las patatas fritas con mayonesa, siempre.

Dama Blanca dijo...

Sólo puedo decir una cosa...

OH
MY
GOD!

XDDDDD Eres increíble, me has hecho reír un montón.

Maldito cilantro... *agita el puño*

sweep blue dijo...

Deberian poner siempre todos los ingredientes no que pides una simple hamburguesa y la echan Ketchup .. arggg

Pedro Escudero dijo...

Sí, mira, llevas toda la razón, el cilandro da asco xDDD


Un saludo,

Pedro.

Ps: Tengo desabilitados los comentarios en la mayoría de las entradas.

Charlie dijo...

Ooohhh Don Mielino no puedo estar de acuerdo con Vd. esta vez... Vale que no mola que se lo echen a TODO, pero ¿¿el guacamole?? Pero si es el cilantro lo que le da el saborcillo!

Viva la fusión, con mesura, pero fusión. ;)

Danilo dijo...

Alguien mas que aborrece el cilantro, secundo las opiniones, la peor hierba que puede existir. Cualquier comida por deliciosa que sea, si contiene cilantro se vuelve vomitiva

Anónimo dijo...

el culantro en la realidad es repugnante una verdadera aberracion gastronomica que solamente es disfrutada por aquellas personas que han sido acostumbradas desde pequeñas y que se utiliza en pueblos latinoamericanos especialmente desde Peru hacia el norte y muchisimo menos casi hasta el desconocimiento en paises como Argentina Uruguay Chile Brasil etc

Honorio dijo...

Qué gran entrada no puedo estar más de acuerdo. Subscribo cada palabra.
¡Muerte al cilantro!

Berte dijo...

Horrendo, el puto cilantro... La última vez que me lo pusieron fue en Portugal y me jodieron por completo un arroz con marisco. Incluso retirándo las hojitas todo sabía a perfume. Como si se les hubiera caído un frasco de colonia en el arroz.

Al fin gente normal dijo...

CREO QUE NUNCA EN MI VIDA ME HE SENTIDO TAN IDENTIFICADO. HASTA EL PUNTO QUE NO SABÍA SI ERA YO EL BICHO RARO HASTA QUE ENCONTRÉ ESTA PÁGINA HACE 10 MINUTOS...
LA MADRE QUE PARIÓ AL CILANTRO.YA ME HA JODIDO DOS CENAS EN RESTAURANTES DE COJONES DE CAROS. Y AYER ME REVENTÓ UNA CENA DE TAPAS POR SEVILLA!!! DE TAPAS POR SEVILLA SEÑORES!!!! ¿QUE COÑO HACE EL CILANTRO EN UNA TAPA EN SEVILLA???
LO DICHO.... MUERTE AL CILANTRO!

Betisman dijo...

Hola, no sé cómo he llegado a este post, pero sólo puedo darte la razón. Me ha pasado lo mismo y comparto tu sufrimiento.

Anónimo dijo...

Muerte al cilantro forever and ever!!!

P.S.: Qué alegría tropezarse con gente con criterio :)

Alber dijo...

No se quien eres, he llegado aquí de casualidad, pero como odio tanto el cilantro, me he reído bien a gusto y voy a seguir brujuleando por aqui!! Brillante la entrada, si señor!!

Ramón de Mielina dijo...

¡Gracias Alber! ¡¡Me siento acompañado!! :-)