martes, 24 de junio de 2008

Se acabó la pasión

Yo sabía que tarde o temprano iba a llegar la desilusión. Orgulloso como estaba de mis fotos, llegó la crítica que alguien dejó caer así, como quien habla del tiempo: "son bastante flojas todas, ¿no?". Así, sin más, sin sentimiento, como si me acabara de decir "qué buen día hace hoy, ¿no?".

Doler me dolió, no voy a decir que no. Ha sido la primera crítica a mis fotos y resulta que es una crítica fundada y totalmente merecida. Éste sí que es un buen ejemplo de "la verdad duele". Es como quien toda la vida ha pintado bien y entra en Bellas Artes y se da cuenta de que, no sólo hay más gente que pinta bien -ya no es el único de la clase que lo hace-, sino que no es ni de lejos el mejor. Cuesta asimilarlo.

Así que en esas estoy: asimilando. Me siguen gustando mis fotos pero a partir de ahora las veré como a un hijo tonto. Vamos... ¡que se acabó la pasión y quedó el cariño!

La crítica nos permite avanzar. Igual por eso no avanzaba.

Y me alegro (de avanzar, claro).

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Ramón, que no te lien... haz fotos que te gusten a ti, que te provoquen sentimientos a ti. Es el único modo de que gusten a los que tengan un paralelismo contigo.

A mi me gustan tus retratos...lo sabes ¡¡ Y vas y me regalas una foto de media escultura...jajajajaja

Un beso

Fdo: Anonimo

Ramón de Mielina dijo...

Bonita estatua, por otra parte ;-) No la he visto colgada, por cierto... Supongo que estará con ese otro cuadro, detrás de la puerta o en algún cajón guardado para que no le entre polvo, ¿no? :-P

Anónimo dijo...

Es dificil que la hayas visto...principalmente porque no has estado en el museo donde esta expuesta...jajajaja


Fdo: Anonimo

Holly Golightly dijo...

A veces hace falta un revulsivo para avanzar. Algo que nos haga cambiar de rumbo, o enderezar el que ya habíamos tomado.
Lo que no tenemos que hacer es pensar que todo lo anterior ha sido malo, porque lamentablemente no tenemos marcha atrás.
Pero no hay que perder la pasión. Hay que mantenerla, o al menos intentarlo. Lo hemos hecho mal, o lo podíamos haber hecho mejor? De acuerdo, pero lo hemos hecho con ilusión.
Pasar por el mundo como una maleta…es echar a perder la vida!
Está bien asimilar las críticas, querido Ramón. Pero no quieras a tus fotos como hijos tontos, recuerda cuándo las tiraste, lo que sentiste, el impulso que te motivo a inmortalizar ese momento.
A partir de ahora, con todo lo que estas aprendiendo, tus fotos crecerán. Las de antes, como las personas, puede que fueran inmaduras.
Aunque en mi humilde opinión, y como fotógrafo oficial de casi todos los acontecimientos importantes de mi vida…me encantan!!! ;-)

Victoria dijo...

Si te sirve de algo, a mi me encantan. No sé de técnica, así que entiendo que mi opinión no tenga el mismo valor. Pero quienes disfrutan del arte?? Todos aquellos que carecemos de ese talento.
Por lo tanto tienes un buen "producto", porque llega al corazón.
Mejora!!! Pero no desvies tu esencia.
Besos!!!